DE FELICIDAD Y TABACO

Posted on November 8, 2011

4


Hoy, como todos los días, me he puesto los auriculares y he dejado que la música me diga cosas. Y va, y me salen los Hombres G diciendo que “es que estoy de puta madre, soy un hombre feliz (…) me siento bien”. Y me he dicho a mí mismo que sí, joder, que claro que sí.

En los tiempos que corren, la gente anda por ahí diciendo que la felicidad se la tienen que conseguir los demás: que si hay crisis, que si qué debate más malo, que si el Atleti volverá a perder el domingo (menos mal que este fin de semana no juegan…).

Pero qué coño, aquí la única verdad verdadera es que tu felicidad te la fabricas tú. Que tú y sólo tú tienes la opción de ver la botella medio vacía o medio llena, porque llena del todo ya puedes tener claro que no estará nunca.

Así que, déjate de rollos, de decir que tu “circunstancia” (Ortega sigue vivo) no te permite ser feliz y búscate bien por dentro, que tienes mil razones para serlo. Y, si no las tienes –que no me lo creo-, te las inventas.

Cada vez que alguien me ha dicho en algún curso o en cualquier sitio eso de que “hay que motivar a la gente”, me ha dado la risa. Motivarse, ser feliz, es como dejar de fumar: o lo haces porque estás convencido o te mueres. Ningún médico va a conseguir que dejes de fumar; ninguna terapia; ninguna aguja –o cienes de agujas-; ninguna amenaza. Dejarás de fumar cuando estés convencido –y deseoso- de hacerlo. Y serás feliz cuando estés convencido –y deseoso- de serlo. No hay más vueltas.

Porque vamos a seguir teniendo crisis, vamos a seguir teniendo políticos mediocres y el Atleti va a seguir perdiendo. Así que, tú decides: quieres ser feliz o no?

Advertisements
Posted in: Uncategorized