CARTA A JESUCRISTO

Posted on November 21, 2012

3


Estimado Jesucristo,

Ya sé que cuando empezaste tu vida pública, lo bordaste. O sea, convertiste el agua en vino. Grande, no? Pues ya no. Espera a que te cuente la que han liado por aquí unos locos. Y, por cierto, la verdad es que hay miles de cartones en lidl que son más o menos lo mismo que tú hiciste.

Que no quiero quitarte mérito, que vale, que bien. Que unos cuantos borrachuzos se lo pasaron genial en una boda. No sé si es la mejor carta de presentación para un mesías, pero bueno, a ti parece que se te dio bien.

Aun así, sigo pensando que lo tenías fácil. Eres el hijo de dios, así cualquiera.

Pero hay dos locos que, sin ser divinos (en el sentido religioso de la palabra, en el otro sí, por supuesto) ni nada, han hecho algo incluso más grande: convertir el vino en agua. Envidia, eh? Dura competencia te ha salido.

Se llaman Ana y Goyo y, con su Fundación Cuentasueños, han liado a la familia Muga (Bodegas Muga) y a otros trescientos piraos como ellos, para transubstanciar dos mil botellas de vino, en agua potable para seis mil quinientas personas en los suburbios de Adis Abeba. Por cierto, creo que con esto se pulen también tu récord de multiplicación de panes y peces.

No han estado solos, claro. La Fundación Seur, Estuchería Vargas, Cork Supply y Gráficas Marcal se han puesto de acuerdo también para que este milagro (you name it) sea posible.

No te lo crees? Pues míralo tú mismo: http://www.dreamtellers.org/

Y no te deprimas, hombre. Tú hiciste cosas buenas también. Pero es que, a los seres humanos, cuando nos ponemos, no hay dios que nos gane…

Un abrazo,

Pachi

Posted in: INCLASIFICABLES